Publicado el Deja un comentario

Cableado de alta tensión en la Vía Perimetral será enterrado en 2019

Bitácora del Concejo Distrital de Cartagena, 23 de noviembre de 2018.

Hora de inicio: 9:14 a.m.

Hora de finalización: 11:34 a.m.

Esta sesión del Concejo de Cartagena correspondió a un debate de control político sobre el cableado de alta tensión que se encuentra ubicado en la Vía Perimetral y que debía ser enterrado durante el 2018 por la empresa Interconexión Eléctrica S.A (ISA). En plenaria se hicieron presentes representantes de la Secretaría de Planeación y de la empresa ISA; el Capitán de Puerto, Pedro Prada por parte de la DIMAR y la Secretaria de Infraestructura, Clara Calderón.

La introducción del debate estuvo a cargo de la concejal citante Judith Díaz (Cartagena con Firmas) quien manifestó que el objetivo de la citación es dar claridad sobre lo que ocurrirá con este proyecto que debió avanzar en el 2018.

A continuación, el gerente de proyectos de la empresa ISA, Carlos Duque, expresó que este compromiso es la parte final de un proyecto del cual la empresa ISA resultó ganadora tras una convocatoria liderada por el Ministerio de Minas en 2009, sin embargo, es en el 2013 cuando se inicia y finaliza la construcción de las torres de energía. Durante esta primera parte del proyecto, en junio del 2012, se realizó un acuerdo donde la empresa se comprometió a enterrar el cable que quedaba expuesto de manera área a lo largo de La Perimetral entre el caño María Auxiliadora y donde termina la vía.

El gerente socializó las acciones realizadas hasta el momento y explicó que los diseños definitivos del cableado se tienen desde 2017, con lo cual fue posible adelantar un proceso de modificación de licencia ante la Agencia Nacional de Licencias Ambientales (ANLA) en agosto de 2017, sin embargo, dicha licencia se obtuvo en abril del presente año. 

Paralelamente, en julio de 2017, se iniciaron los procesos de permisos con la DIMAR para lo cual se requería una documentación de Planeación Distrital, motivo por el que se realizó la solicitud al ente distrital y solo se obtuvo respuesta en octubre de 2018. Actualmente, la empresa se encuentra a la espera del permiso de DIMAR para iniciar trabajos de construcción.

Duque indicó a los presentes que ISA ya tiene las obras contratadas desde 2017 y contaba con las condiciones para iniciar construcción a inicios de 2018, sin embargo, debido a las demoras en la modificación de la licencia, los trámites con Planeación y por ende con DIMAR, se espera hacer entrega definitiva de la subterranización el próximo año.

Una vez se cuente con el permiso de DIMAR, la empresa ISA deberá llevar a cabo una socialización final con las comunidades de la zona, actividad que tomaría 2 o 3 semanas; en el mismo sentido, Duque dio a conocer que en los últimos 2 años ISA ha hecho presencia permanente en la zona con más de 9 mil horas de trabajo.

Posteriormente, en representación de DIMAR, el capitán Prada informó que a la fecha ya se surtió el proceso de casi todos los requisitos, solo estaba pendiente una certificación del Ministerio del Interior y en una reunión previa ISA aclaró que sí cuenta con este documento, motivo por el cual la próxima semana se autorizaría el inicio de los trabajos por parte de DIMAR.

Más adelante, la concejal Judith Díaz (Cartagena con Firmas) recordó que en el 2012 la Procuraduría General de la Nación citó a una mesa de concertación, teniendo en cuenta que habían serias restricciones en el suministro de energía por la alta demanda y se hacía necesario contar con una solución, frente a esto, se acordó que el tramo de red aérea debía ser subterránea antes de finalizar el 2018.

Además, al remitirse a la licencia ambiental expedida en 2012 se estableció que en un término de 12 meses la empresa debía presentar una propuesta detallada del compromiso obtenido, adjuntando los estudios, diseños y documentación requerida; al respecto Díaz resaltó que desde 2012 se debió adelantar la gestión de licencias y permisos para lograr el cumplimiento en 2018.

La cabildante señaló que la empresa ISA asegura que ha habido demoras en las solicitudes de información y resaltó que para dar respuesta a dos oficios DIMAR tardó 4 meses para atender cada una, no obstante, Díaz mencionó que los trámites debieron iniciar con anterioridad, según lo establecido en la licencia de 2012.

Para la concejal lo importante es dar claridad a la comunidad afectada y mencionó que en la audiencia del día de ayer algunos ciudadanos aseguraron que no permitirán que se deje por fuera la subterranización y desmonte de 3 o 4 postes que al parecer no hacen parte del proyecto. Además, Díaz expresó que más allá de un acuerdo sin cumplir, esto es un tema del POT pues en varios artículos se dispone que hay riesgo tecnológico por las redes de energía, además, se hace alusión al proyecto Parque Distrital Ciénaga de La Virgen, que comprende la zona en mención como parte de un área de protección ambiental destinada al aprovechamiento sostenible.

Finalmente, Díaz manifestó que el actual acuerdo ya no se encuentra vigente, motivo por el que es necesario convocar a una reunión para establecer un nuevo compromiso y dejar fechas establecidas.

Por su parte, el concejal Dagoberto Macías (Cambio Radical) expresó que los cartageneros necesitan tener certeza sobre cuándo se terminará el proyecto; además, se refirió a los efectos nocivos sobre la salud que la comunidad afirma son ocasionados por las torres de alta tensión, por lo que es pertinente definir si ha habido una afectación real.

A su turno, el concejal Rodrigo Reyes (Conservador) indicó que para iniciar las obras de instalación de las torres debió adelantarse un arduo trabajo en la zona, ya que muchas de las personas que serían afectadas no confiaban en que el cableado sería enterrado, motivo por el que es de suma importancia que se cumpla con este compromiso. También resaltó que para la población vulnerable que habita en la zona La Perimetral es un espacio de recreación y debe contar con las mejores condiciones.

En ese sentido, Reyes solicitó información sobre la modificación de la licencia ambiental, los retrasos en la expedición del permiso de Secretaría de Planeación, y de qué manera pueden incluirse las torres de energía que quedaron fuera del proyecto.

Luego, el concejal Óscar Marín (Conservador) pidió a la empresa ISA explicar cómo se previó la afectación a la salud que podría ser causada por el proyecto, e instó al DADIS a determinar si hay incremento de algunas tipologías de enfermedad en estas comunidades pues los impactos negativos deben mitigarse.

Seguidamente, en representación del Secretario de Planeación, María Bernarda Pérez explicó que ante esta dependencia la empresa ISA ha presentado dos procesos, uno que ya fue atendido y una licencia de intervención de espacio público, solicitud que continúa en proceso pues Planeación espera el concepto de DIMAR; una vez se obtenga dicho concepto en 12 días se daría respuesta a esta solicitud de ISA.

A continuación, el gerente de proyectos de ISA, manifestó que la modificación de la licencia ambiental respondió a la necesidad de especificar qué tramos serían subterráneos, los impactos de los mismos y la metodología a aplicar, para lo cual se llevó a cabo un proceso de recopilación de información en 2017.

Continuando con el debate, la plenaria se declaró en sesión informal para escuchar a los ciudadanos Rocky Orozco y Felipe Fuentes quienes manifestaron su preocupación por los efectos nocivos a la salud pues en la zona varias personas han sufrido cáncer y enfermedades respiratorias; además, aseguraron que no ha habido acompañamiento a la población y expresaron su inconformidad por el incumplimiento de este acuerdo.

Los ciudadanos también pidieron incrementar la seguridad de las torres, ya que en el sector Ricaurte hay invasiones en las inmediaciones de las mismas. De igual forma, se contó con la participación de la edil Marcia Escobar quien destacó su inquietud por la no socialización de las obras, especialmente porque hay 3 comunidades que están por fuera del acuerdo y no tienen conocimiento de la realidad del proyecto.

Ante una solicitud del concejal Dagoberto Macías (Cambio Radical), el capitán Prada dejó claro que con el documento del Ministerio del Interior se concluiría el trámite con DIMAR, por lo tanto, la próxima semana se entregará el permiso de parte de esta entidad para que ISA continúe con el proceso en la Secretaría de Planeación. 

A manera de resumen, Carlos Duque explicó que si el día martes DIMAR entrega el permiso, seguiría el proceso de obtención de licencia de intervención de espacio público por parte de Planeación, la cual se recibiría en 10 o 12 días. De esta manera, ISA podría iniciar las socializaciones que tardarían aproximadamente 3 semanas y las obras podrían iniciar formalmente en enero de 2019.

Sobre los postes que están por fuera del proyecto, Duque indicó que le corresponde al Distrito enviar al Ministerio de Minas y Energía la solicitud de inclusión.

Frente a esto, María Bernarda Pérez aseguró que si DIMAR hace entrega el día martes, la Secretaría de Planeación puede comprometerse a emitir la licencia de intervención de espacio público el día viernes.

La concejal Judith Díaz (Cartagena con Firmas) dejó constancia que de darse cumplimiento a lo establecido, para el 30 de noviembre Planeación y DIMAR ya debieron haber hecho entrega de los permisos, y a partir de 1 de diciembre no deben existir excusas de parte de ISA por falta de requerimientos para iniciar socializaciones.

Por lo anterior, el concejal Lewis Montero (Opción Ciudadana) solicitó que el acta de la sesión sea enviada a los entes de control para que cuenten con soporte de los compromisos, pues duda sobre el cumplimiento de las fechas estipuladas.

Luego, ante una pregunta del concejal Javier Curi (Liberal), el gerente de proyectos de ISA explicó que existen unas franjas de protección o servidumbre que plantean distancias entre las torres y la comunidad, además, resaltó que en las revisiones constantes de la zona no se han encontrado invasiones. Sin embargo, la concejal Judith Díaz (Cartagena con Firmas) mostró evidencias fotográficas de viviendas ubicadas en las cercanías de los postes.

Como conclusión, el concejal Wilson Toncel (Cambio Radical) expresó que la Administración tiene gran parte de la culpa por los retrasos en la expedición de certificaciones, también resaltó que a pesar de las gestiones se incumplió el acuerdo y no se enterró el cableado durante esta anualidad y queda pendiente la socialización con las comunidades.

Por último, el Secretario General del Concejo dio lectura a un oficio enviado por la Administración en el que se modifica el Proyecto de Acuerdo 136 de vigencias futuras que incluyen recursos para el PAE, pues se adicionan nuevas solicitudes para transporte escolar.

Agotado el orden del día, se levantó la sesión y se convocó para el sábado 24 de noviembre de 2018; a las 8:00 a.m., en las instalaciones de la Institución Técnica de Pasacaballos.

Ver sesión aquí: 

Escrito por Diana Infante Del Río, Investigadora del Observatorio al Concejo Distrital de Cartagena de Indias y a la Asamblea Departamental de Bolívar.

 

Descarga:

Presentación – ISA INTERCOLOMBIA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *